Un niño y un joven sirios mueren al intentar llegar a Grecia

Un niño y un joven sirio son las primeras víctimas mortales tras la respuesta de Turquía a Europa la semana pasada después de la muerte de, al menos, 34 soldados turcos en Siria. Según ACNUR, este fin de semana ya han llegado 1.200 personas a las islas griegas.

l menor perdió la vida al hundirse su embarcación con refugiados frente a la isla griega de Lesbos, y el otro joven falleció en la frontera norte durante un violento enfrentamiento con la policía griega.

Atenas acusa a Ankara de organizar un intento «coordinado y masivo» de violar sus fronteras, incitando a miles de inmigrantes a ello.

Por su parte, el presidente turco Tayyip Erdoğan, ha manifestado que es «demasiado tarde» para retroceder y que Europa debe «compartir la carga».

Tanto griegos como turcos se han esforzado por mostrar imágenes de las barbaridades del otro, especialmente los medios de comunicación.

En ese sentido, los medios griegos han publicado un vídeo, tomado por su Guardia Costera, que, aparentemente, muestra una embarcación turca escoltando una lancha hinchable cargada de inmigrantes irregulares. Los agentes creen que se trata de la misma cuyos 48 pasajeros volcaron intencionadamente al llegar a aguas griegas para forzar su rescate. El incidente acabó con la muerte de un niño.

Y los medios de comunicación turcos, por su parte, han difundido un vídeo en el que, aparentemente también, guardacostas griegos hacen tambalear peligrosamente una embarcación, llena de personas horrorizadas, y las agreden con un palo. Los inmigrantes acabaron siendo rescatados por la Guardia Marítima de Turquía.

La violencia ha repuntado en los últimos meses, especialmente en las islas griegas, debido a la saturación de los centros de acogida y a la pasividad de Bruselas. El pasado domingo, en Lesbos, grupos de exaltados trataron de bloquear el desembarco de inmigrantes, procedentes de Turquía, agrediendo  a periodistas, activistas y miembros de ONG’s.   Ese mismo día, un centro de recepción para personas inmigradas fue incendiado.

Según algunos testigos presenciales, agentes turcos han bloqueado a grupos de personas que, ante su falta de éxito, regresaban de vuelta a sus hogares temporales en Turquía. Algunas personas han quedado así en una especie de limbo legal atrapadas entre dos fuerzas de seguridad, las griegas y las turcas.

Además, un tribunal griego ha condenado este lunes a las primeras personas detenidas por haber cruzado ilegalmente la frontera terrestre greco-turca a cuatro años de cárcel y una multa de 10.000 euros. En total, desde la madrugada del sábado 29 de febrero, han sido detenidas 183 personas que consiguieron atravesar la frontera terrestre con Turquía

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Recibir las ultimas noticias


Email address
Seguro y libre de spam...