Melilla: denuncian a McDonald’s por prohibir comer en su restaurante a tres menores tutelados Según algunos medios de comunicación españoles, la mediadora de Médicos del Mundo que acompañaba a los menores ha denunciado al encargado del establecimiento por delito de odio y racismo, la ONG ha exigido una disculpa pública al responsable del local.

Cómo cada miércoles, Nur Al Houda, mediadora y trabajadora social de Médicos del Mundo en Melilla, pasa un par de horas con menores tutelados en un programa de prevención de drogadicciones. Ese día, Al Houda se encontró con tres de los niños con los que trabaja y decidió invitarlos a comer en un McDonald’s al no poder acceder al comedor del centro de acogida.

Hasta ahí todo bien. Los niños, de 11 y 12 años, se sentaron en una de las mesas disponibles mientras Nur fue a pagar al mostrador tras realizar el pedido con total normalidad en las máquinas de autoservicio.

Las voces la alertaron. El encargado del establecimiento estaba “echando a los jóvenes del local de muy malas maneras” tal y como relata.

“Estos niños vienen conmigo, ¿hay algún problema?”, preguntó la mediadora. “Estos niños no pueden comer aquí. Pide para llevar”, le dijo. Nur Al Houda le respondió que se sentarían en la terraza, pero él se lo impidió y le insistió en que debían coger su pedido e irse del local. Ante este último comentario, la trabajadora social quiso saber por qué no podían quedarse, el responsable se justificó: “Es que son unos delincuentes”.

Médicos del Mundo asegura que «los hechos reflejan el ambiente que se vive en Melilla, una ciudad donde el racismo se ha normalizado y donde la infancia no goza de la protección requerida».

Además, esperan una disculpa del responsable del establecimiento, especialmente con los niños. Consideran que «es un buen momento para que McDonalds, cuyo público objetivo es en gran medida infantil y que posee una fundación vinculada con los derechos de la infancia, lance públicamente el mensaje de que todos los niños y niñas, sin discriminación alguna, son bienvenidos en sus restaurantes».

Hasta el momento, el único mensaje de McDonald’s ha sido un comunicado a través de su página de Facebook en el que se limita a explicar que “McDonald’s es una compañía abierta, con un fuerte compromiso por la diversidad y la inclusión, como así lo demuestra la pluralidad de la plantilla y de los clientes”.

El texto añade que sus restaurantes “son un lugar de encuentro y diversión para todos, en el que no hay cabida para la desigualdad o la exclusión” y finaliza asegurando que “toda la plantilla del restaurante quiere poner de manifiesto su compromiso con la diversidad y la inclusión social y condenar de manera expresa cualquier manifestación contraria a esos principios”. Pero disculpa, no hay.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Recibir las ultimas noticias


Email address
Seguro y libre de spam...