Entrevista a Abdullah Boussouf : todo el  mundo esta de acuerdo en que el pasaporte de vacunación sustituya el PCR

  • En esta entrevista realizada por el periódico marroquí, Media 90 y traducida por InfoTalQual,  Abdullah Boussouf, Secretario General del Consejo de la Comunidad Marroqui en el Extranjero (CCME), habla sobre el papel de esta institución constitucional en el seguimiento de las políticas públicas y en la asesoría al gobierno para desempeñar un papel ejecutivo en la aplicación de programas y políticas. Boussouf también destaca la especificidad de la operación Marhaba  «Bienvenida» de este año, en el contexto del fin de la tensión diplomática con España, y el esperado regreso excepcional de los marroquíes del mundo, dos años después de la pandemia del coronavirus.

Tras la visita del presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, Marruecos anunció el regreso de la Operación Marhaba a través de su vecino del norte. ¿Qué distingue la Operación Marhaba de este año?

Boussouf: La operación Marhaba sigue siendo una de las grandes y gigantescas operaciones que realiza Marruecos para poder recibir a la comunidad marroquí en las mejores condiciones. Creo que es una operación única en el mundo, ya que ningún país con comunidades en el mundo realiza lo mismo. Operación Marhaba, está organizada bajo la supervisión de la Fundación Mohammed V para la Solidaridad, y por supuesto bajo la supervisión real, y un grupo de sectores, ya sean instituciones gubernamentales o nacionales, están involucrados para facilitar las operaciones de retorno, ya que su presencia esta  en países europeos y también en Marruecos, con un equipo compuesto por médicos, asistentes sociales y expertos en diversos campos, con el fin, de facilitar el regreso de la comunidad marroquí a la patria. Hay un gran esfuerzo realizado por el estado marroquí, como se mencionó anteriormente, que es único en el mundo y, por supuesto, expresa la importancia que otorga a la comunidad, especialmente este año, después de dos años de la pandemia de Corona virus  y un año y medio de relaciones tensas con España. La operación Marhaba está volviendo a la vida, lo que beneficiara  la comunidad, Marruecos, así como España. . El regreso de relaciones serias con España no solo será bueno para los marroquíes de España, sino también para los marroquíes de Europa, porque muchos marroquíes, especialmente los marroquíes del norte de Europa, me refiero a los países escandinavos como Alemania y los Países Bajos también usan carreteras y líneas marítimas para llegar a Marruecos pasando por españa.

Esto significa que estaremos ante un año excepcional en cuanto al número de marroquíes que volverán a la patria.

Boussouf: El año será quizás excepcional, porque después de dos años de la pandemia, los marroquíes del mundo entrarán fuertemente en su patria, y esto también expresa la conexión que los marroquíes del mundo muestran con su patria, porque aprovechan cualquier oportunidad que se les presenta para el contacto físico con Marruecos, y la renovación de esta conexión, que podemos notar algunas de sus manifestaciones en las redes sociales, por ejemplo, a través de las reacciones de los marroquíes del mundo y sus interacción con los asuntos de la patria, y como expresan su alegría cuando sus hermanos marroquíes están felices. A veces incluso criticándolos o pidiéndoles que faciliten algunos asuntos administrativos, especialmente en lo que respecta al examen médico “PCR”, por ejemplo, o las medidas tomadas por el Ministerio de Salud o las autoridades correspondientes, esta crítica traduce  sus ganas de venir a Marruecos durante las vacaciones de verano.

Aquellos marroquíes que tienen la intención de visitar su país y viven en los países del mundo, y ven cómo se lleva a cabo el proceso del  viaje, debemos aplicar los mismos procedimientos y leyes para protegernos y proteger a nuestros ciudadanos e incluso a la propia comunidad marroquí, pero con cierta flexibilidad humana que permita el retorno de  la comunidad, por ejemplo los exámenes médicos con pasaporte la vacunación es  muy costoso para un familiar de cuatro o cinco, entonces creo que quizás todo el  mundo esté de acuerdo en que el pasaporte de vacunación sustituya a los exámenes médicos. Esperamos que el Ministerio de Salud estudie este tema para facilitar el proceso de retorno de la comunidad marroquí en el extranjero. Su Majestad también intervino el año pasado para brindar precios razonables, esperamos que este año haya precios razonables tambien, competitivos en el mercado global, pero razonables y al alcance de todos. Esperamos también que los establecimientos turísticos de nuestro país, siendo este un año excepcional, pongan en marcha programas adecuados para la comunidad marroquí, y que los precios de los establecimientos hoteleros sean asequibles, porque los precios, como sabemos, varían cuando la demanda excede la oferta. Esperamos que esta regla no se aplique este año y que los establecimientos hoteleros más valiosos estén al alcance de la comunidad marroquí, y podría decir que deberían ser tentadores. También esperamos que haya programas que se centren en la cultura marroquí, porque Marruecos ahora está experimentando una gran cohesión nacional entre el pueblo y el trono, especialmente en lo que respecta a las cuestiones importantes y fatídicas, como la cuestión de nuestra integridad territorial y la cuestión del desarrollo de Marruecos… Así que espero que haya programas que aborden temas culturales dirigidos a la comunidad marroquí. Aquí, hay que señalar que la comunidad marroquí ha hecho lo que debería hacer financieramente, a través de importantes transferencias financieras durante los últimos dos años.

Con motivo de su charla sobre las remesas de los marroquíes de todo el mundo durante los últimos dos años, ¿cómo ve el papel de la comunidad marroquí en momentos de crisis?

 

Boussouf: La comunidad marroquí siempre ha estado vinculada a los grandes temas de Marruecos, incluso antes de la independencia, ya que quienes emigraron durante el período colonial jugaron un papel importante en la independencia de Marruecos, ya sea recaudando fondos, sensibilizando o emprendiendo iniciativas diplomáticas, y recuerdo que muchos líderes del movimiento nacional estaban en el extranjero en ese momento. Es cierto que estuvieron en el exilio, pero también se considera emigración, por lo tanto, la emigración ha estado presente en varios expedientes desde el principio. Y si mencionamos la Marcha Verde, que fue una marcha liberadora de las regiones del sur, en ella participaron con fuerza e intensidad los miembros de la comunidad marroquí, superando en número las 130 personas que participaron en ella. En cuanto a la defensa de la causa de la Marcha Verde, sobre todo en los foros internacionales, la comunidad marroquí estaba en primera línea, y gastaba incluso de su propia dinero. Estuvo presente en las grandes ciudades y en las instituciones internacionales, ya sea en Nueva York, Ginebra, París o Bruselas, frente a los enemigos de la integridad territorial, que quizás eran muchos, ya que no solo eran el Polisario o Argelia, sino que había otros partidos entre ellos, dada la ideología imperante en algunos países que en ese momento, estaban en contra del régimen en Marruecos, los marroquíes  estaban plantando frente a todas estas personas hasta sacrificar lo más preciado.

Por supuesto, todavía continúan con sus sacrificios, y notamos la última vez que se abrió el cruce de Guerguerat, las manifestaciones que estaban frente a las manifestaciones leales al Polisario, por ejemplo, en las principales ciudades europeas y las principales plazas. , en la Place de la Concorde en París, en Bruselas, Roma e Inglaterra, e incluso en países lejanos. Por eso, la comunidad marroquí está siempre, como decía, en primera línea para defender las causas de la patria.

¿Esto también sucedió en el contexto de la pandemia?

Boussouf: Cabe señalar aquí que durante la pandemia, que es una de las principales crisis por las que atraviesa el mundo, y Marruecos, por supuesto, los marroquíes del mundo expresaron un gran espíritu de solidaridad hacia Marruecos. Esto fue evidente por primera vez en la participación en el fondo dedicado a combatir Corona virus, que fue ordenado por Su Majestad el Rey. También hubo un espíritu de solidaridad que apareció en el envío de dinero a sus familias en varias regiones de Marruecos. También vimos este acto de solidaridad con los marroquíes varados, especialmente en el mes de Ramadán hace dos años, ya que las asociaciones marroquíes les estaban abrazando y facilitando su estancia, especialmente durante el período del cierre en Marruecos de sus fronteras aéreas, marítimas y terrestres. Sin embargo, esta solidaridad, conexión y apego a la patria aparece más a través de las remesas, porque todas las instituciones financieras internacionales, incluido el Banco Mundial, esperaban que las remesas de inmigrantes supieran una disminución de hasta un 20%, pero en 2021 las remesas de los marroquíes en el extranjero aumentó en un 5%, y en 2022 aumentaron en un 46 por ciento, todas las especulaciones de las instituciones financieras internacionales fueron desmentidas. En este espíritu de solidaridad, las remesas alcanzaron los 100 mil millones de dirhams, que es un número muy grande para la economía nacional que estaba en una situación de extrema necesidad, especialmente en la circunstancia que estamos viviendo representada en la situación de sequía, la pandemia y los altos precios en el mundo, ya que estas transferencias nos proporcionaron una importante reserva de divisas que nos permitió comprar bastantes productos básicos. Esto se debe a la comunidad marroquí, por eso dije que debemos dar importancia y consideración a esta contribución para que nuestra comunidad no sea tratada como clientes comerciales, sino como ciudadanos que se involucran con nosotros y nos preocupan.

¿Algún papel del Consejo en el seguimiento de las políticas públicas dirigidas a la comunidad?

Boussouf: El consejo es una institución consultiva constitucional, no un órgano ejecutivo, primero brinda asesoría a quienes lo solicitan, pero también tratamos de contribuir al debate público sobre la gestión de los asuntos de la comunidad marroquí. Desde su creación en 2007, el Consejo ha trabajado en varios expedientes, porque la comunidad marroquí representa a una comunidad. Cuando hablamos de más de cinco millones de personas, hablamos de problemas que sufre la comunidad marroquí en el extranjero en deferentes sentidos : cultural, religiosa, económica… y otras interfaces como la juventud, la ciudadanía, la mujer, la integración y el racismo, que son las interfaces que representan los problemas de dos sociedades: la sociedad marroquí a la que pertenecen los miembros de la comunidad en todos sus detalles, así como las sociedades de los países de residencia en los que viven y se convierten en ciudadanos. Por tanto, las políticas públicas deben dar respuesta a estos problemas, y el primer punto que planteamos para advertir al respecto es que la integración en los países de residencia se ha vuelto irreversible y ha llegado a un punto de no retorno, por lo que toda política pública debe ser una contribución, y acompañar a este esfuerzo integrador que realizan los marroquíes del mundo, y no ser un obstáculo para esta integración.

Otro punto esencial que trabajamos, es que las políticas públicas no se pueden cristalizar en el vacío, por lo que trabajamos para aportar conocimiento científico. Recuerdo que cuando se constituyó el consejo no había conocimiento científico disponible sobre la comunidad marroquí, había un grupo de libros que se contaban con los dedos de una mano, pero ahora hemos aportado unos 160 estudios sobre la comunidad marroquí. . Como ya he mencionado, los problemas de la comunidad no se pueden desligar unos de otros, y comprenderlos requiere una lectura integral, por ejemplo, no se puede desligar el tema de la juventud del acceso al trabajo o a los estudios, el fracaso, el racismo, el idioma árabe, etc.… Entonces son problemas entrelazados y deben mirarlos en su integralidad para encontrar soluciones adecuadas. Por ejemplo, hemos trabajado en el aspecto cultural, que consideramos uno de los vínculos básicos con la patria, porque el desafío ahora es cómo conectar a los ciudadanos que viven en todo el mundo en más de cincuenta países. Así, el vínculo cultural es la base porque tiene un gran simbolismo para los marroquíes, y existe una afiliación a esta asociación cultural, sobre todo si sabemos que la cultura marroquí, con sus importantísimos principios en relación al pluralismo y la diversidad, la condición de la mujer y el respeto  de otras religiones, son todos elementos que pueden ayudar a los marroquíes a una integración perfecta y comprometida  con el mundo. Por tanto, la labor cultural sigue siendo una de las prioridades en las que hemos trabajado y elaborado una serie de estudios al respecto, hasta el punto de que en 2012 recomendamos la formación de una agencia cultural, al estilo de muchos países. En España está Cervantes, en Alemania está la Fundación Goethe, y en Francia, por ejemplo, está el Centro Cultural Francés y en Italia también hay un grupo de centros culturales, entonces hemos hecho un llamamiento para  el establecimiento de una agencia cultural en 2012, una solicitud que aún no ha visto la luz, y fue inspirada por el Comité del  Modelo de Desarrollo, que también recomendó la necesidad de establecer esta agencia.

El consejo también trabajó en el tema religioso, especialmente en Europa…

 

Boussouf: El otro tema  importante que entra bajo el epígrafe de vinculación con la patria es el tema religioso, porque en Marruecos tenemos el Emirato de los Fieles, que es un vínculo y un referente espiritual. Así pues, hemos trabajado en el Consejo sobre este expediente y le hemos dado la máxima importancia desde 2009, y hemos planteado una serie de puntos a debate, que a día de hoy siguen siendo de gran importancia para los países de residencia, especialmente los europeos, con evidencia de que las elecciones francesas ahora vimos que el elemento dominante, ya sea en la primera o en la segunda vuelta, es el Islam.

Hablando de las elecciones francesas, ¿cómo evalúa la participación política de la comunidad marroquí en los países de residencia?

Boussouf: Creo que la participación de la comunidad marroquí en los asuntos políticos o públicos en general en los países de residencia, ya sea a través de las instituciones partidistas o de la sociedad civil, sigue siendo necesaria, porque su futuro y el futuro de sus hijos está ligado a esos países, y incluso su vida cotidiana está ligada a esos países, ya sea en materia de vivienda, trabajo o educación y salud, por lo que la participación en los asuntos públicos es muy importante para ellos. Hemos notado que hay una buena implicación de la comunidad en este sentido, quizás todavía no ha llegado a lo que esperamos porque la comunidad marroquí vive en un gran número de países, y por tanto hay una fuerte presencia en algunos países en el campo político y otros donde esta presencia es aún débil. Ya hemos visto en las elecciones francesas el papel que ha jugado la inmigración en general, y la comunidad marroquí, que puede haber podido votar a favor de los que defienden la diversidad, el pluralismo frente a los que llamo “sepultureros” que abogan por el extremismo, el fanatismo, el odio y el racismo.

Este artículo está limitado a los usuarios con el nivel de suscripción gratuita y suscripción anual.
Regístrate y accede a todo nuestro contenido