El coronavirus paraliza la expulsión de inmigrantes en España Las repatriaciones forzosas de inmigrantes han quedado paralizadas, oficiosamente, en todo el Estado español. El Ministerio del Interior afirma que no están paralizadas, pero reconoce que es prácticamente imposible ejecutarlas ante las restricciones para frenar la expansión del coronavirus impuestas por más de 120 países a personas procedentes de España.

Tal y como publica el diario El País, la paralización de las expulsiones tiene un impacto directo en los Centros de Internamiento de Extranjeros (CIE), hasta ahora utilizados para encerrar, por un período máximo de dos meses, a aquellas personas que se encontraban en situación irregular mientras se tramitaba su repatriación. La inmensa mayoría de expulsiones eran de nacionales de países que ahora han prohibido la entrada a ciudadanos procedentes de España.

España cuenta actualmente con siete Centros de Internamiento de Extranjeros con una ocupación del  59%. La previsión es que este porcentaje disminuya conforme los internos se acercan al cumplimiento de los 60 días de encierro. “Los van a ir dejando en libertad según se cumpla su estancia en el CIE y serán entregados a las ONG para que se hagan cargo de ellos, según los convenios suscritos con el Ministerio de Interior. Otros criterios, como si por ejemplo cuentan con redes familiares en España, serán tenidos en cuenta.”, según cita de fuentes policiales El País.

El Defensor del Pueblo, Francisco Fernández Marugán, ha denunciado la situación, “en el caso de los extranjeros internados en un CIE, se da la particularidad de que su privación de libertad tiene como fin exclusivo asegurar la materialización de su devolución o expulsión. Las circunstancias actuales impiden que se pueda dar cumplimiento a esta finalidad por lo que, a juicio de esta institución, estas personas deben ser puestas en libertad”. El Defensor del Pueblo añade también que “la iniciativa debe considerarse de inmediato para proteger la salud de los internos, los policías y todo el personal que presta servicio en los CIE”.

Según El País, la Comisaría General de Extranjería y la Secretaría de Estado de Migraciones ya han iniciado las gestiones para que vuelvan a sus casas los internos que queden en libertad y cuenten con residencia en España. Los que no tengan domicilio serán derivados a los servicios sociales municipales.

La mayoría de personas repatriadas eran, hasta ahora,  de Marruecos y Argelia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Recibir las ultimas noticias


Email address
Seguro y libre de spam...